Caratulas de dvd
Caratulas de musica
carátulas dvd,trailers,carteles,noticias,comentarios
INICIO |  TRAILERS |  NOTICIAS |  MÚSICA |  COLABORAR |  FORO 
REGISTRATE   Usuario: Contraseña:
Buscador:
 
 
 Noticia

"Ruben Brandt, coleccionista", arte al cuadrado

Lunes 13 de mayo de 2019, 13:11

Un psicoterapeuta tiene pesadillas relacionadas con trece pinturas de autores famosos pertenecientes a varias épocas. Cuatro de sus pacientes, ladrones expertos, se ofrecen para robar las obras entendiendo que de esta forma cesarán sus problemas. Acepta el plan y se convierte en uno de los criminales más buscados.

Aparte de su genialidad, y de haber legado obras imperecederas y asombrosas a la posteridad, es difícil imaginar que puedan coexistir Diego Velázquez, Pablo Picasso, Paul Gauguin, Andy Warhol o Edward Hopper en un mismo proyecto. Es cierto que Picasso no alcanzaría su impresionante dimensión si no hubiera existido Velázquez, y así podríamos remontarnos a las pinturas de Altamira. Lo cierto es que cada uno tiene su época y su estilo. Tan diferentes en principio que parece muy complicado hacerlos coexistir.
Ruben Brandt, coleccionista, arte al cuadrado


Lo ha conseguido un debutante, el esloveno Milorad Krstic, en un film de animación fascinante. La originalidad sobrevuela esta producción al tiempo que se aparta de las normas más convencionales del género, ya sean familiares o dirigidas a un público adulto. La calidad de sus escenarios realistas resulta impresionante, mientras que sus personajes parecen extraídos del mundo cubista más ortodoxo de Picasso. Hay mujeres con doble cara, hombres con cuatro ojos y dos gafas de sol. Figuras que parecen haber sido arrancadas de los bocetos ultimados por el artista malagueño a mediados de los años veinte del pasado siglo, cuando pintó Girl with mandolin, La danza o Seated woman.

La pintura y el cine, dos artes por separado, se hacen uno en esta propuesta. Arte al cuadrado, porque cada secuencia nos remite a una obra maestra y a un autor incomparable. Un tren transita a toda velocidad y uno de sus pasajeros se levanta para ir al servicio. Aparece un gato negro de Manet, el niño que silba de Frank Duveneck y la Infanta Margarita de Velázquez convertida en un monstruo asesino. Es una pesadilla, una más de las que atacan regularmente a Ruben Brandt, un psicoterapeuta reputado en el mundo artístico.

No son los únicos personajes o fragmentos pictóricos que le atacan en sueños. Podemos enumerar, entre otras, Retrato del cartero Joseph Roulin, de Vincent van Gogh, Mujer con libro, de Picasso, La venus de Urbino, de Tiziano, Nighthawks de Edward Hopper, La venus de Boticelli, y hasta el doble Elvis de Andy Warhol. Así hasta trece obras maestras que le atormentan. Tal vez, la única posibilidad de poner fin a esa angustia era colocando los cuadros en sus paredes, teniéndolos a la vista. Por eso cuatro de sus clientes, ladrones profesionales, se ofrecen para robar las obras de arte y entregárselas acepta sin remordimientos.

Ni que decir tiene que Ruben Brandt se convierte en el criminal más buscado. Por su captura se ofrece una recompensa de cien millones de dólares, lo que estimula a cazarrecompensas de todo tipo. Paralelamente, el detective Mike Kowalski, experto en obras de arte, es contratado por un consorcio de compañías de seguros para que se ponga fin a sus actos delictivos. Lo conocemos en una alocada persecución cuando quiere interceptar a Mimi, una mujer escurridiza de lápiz labial verde una vez que se ha hecho con un abanico con la imagen de Cleopatra.

Coches descapotables en un ambiente en general de gran lujo cuando aparece esta cabecilla de amigos de lo ajeno. Se trata de una banda formalizada para la ocasión que incluye a un personaje de dos dimensiones, gracias a lo cual puede introducirse sin problemas por cualquier resquicio. De esta forma, la aventura propicia las mejores vistas de París, Roma, Tokio, Venecia y unas imágenes del frontal del madrileño Museo del Prado. Escenarios a los que les falta detalle y que conforman una auténtica sinfonía visual.

El desarrollo de la historia queda por debajo de una puesta en escena magistral. Cabe preguntarse donde ha estado hasta ahora Milorad Krstic desde que naciera en 1952. La puesta en escena evoca a los primeros James Bond, pero también a los relatos en los que una pintura marca cualquier obsesión. Por ejemplo, el Thomas Crown protagonizado en la gran pantalla por Steve McQueen y Pierce Brosnan. Desde luego, ¿quién no se ha perturbado alguna vez ante una pintura? En este caso, del capricho ha desembocado en una paranoia. Múltiple, porque se trata de más de una decena de imágenes inmortales.

Fuente: Pedro De Frutos


TOP 10 - Octubre
AFTER, AQUI EMPIEZA TODO
EL CUERPO HUMANO VOLUMEN 4: ADOLESCENCIA LA REBELION HORMONAL
EL LIBRO DE LA SELVA
FAHRENHEIT 9/11
SPIDER-MAN LEJOS DE CASA
SPIRIT: EL CORCEL INDOMABLE
DOS CHALADOS Y MUCHAS CURVAS
COCODRILO DUNDEE EN LOS ANGELES
FREQUENCY
EL GIGANTE DE HIERRO
> TOP Octubre <
> TOPs Históricos <

Cine Coveralia es una web de cine donde podrás encontrar caratulas dvd, carteles, noticias de cine, críticas de películas, trailers, sinopsis y comentarios
Contactar con Coveralia - Aviso legal - Política de privacidad y cookies - Quienes somos
Creative Commons License

Coveralia - 2019
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información