Caratulas de dvd
Caratulas de musica
carátulas dvd,trailers,carteles,noticias,comentarios
INICIO |  TRAILERS |  NOTICIAS |  MÚSICA |  COLABORAR |  FORO 
REGISTRATE   Usuario: Contraseña:
Buscador:
 
 
 Noticia

"Bajo el mismo techo", la guerra de los Pozo

Miercoles 30 de enero de 2019, 12:36

Un matrimonio adquiere la casa de sus sueños, pero años después su convivencia se hace imposible. Para cuando deciden vender su vivienda con la intención de divorciarse y cancelar la hipoteca, se encuentran con que su precio ha descendido notablemente a causa de la crisis.

La estadística es fiable siempre cuando se trata de hallar medias aritméticas o establecer tendencias. Deja circunstancias curiosas. En el caso de que una persona coma un bocadillo de jamón y otra ninguno, la estadística dice que ambas han comedio medio bocadillo. El problema mayúsculo llega cuando nos encontramos con algo que no se puede dividir. Por ejemplo, si alguien tiene un televisor de sesenta pulgadas y otro no tiene ningún aparato similar, tampoco se puede decir que ambos tienen medio televisor o uno de treinta pulgadas cada cual.
Bajo el mismo techo, la guerra de los Pozo


Ese es el problema que surge en Bajo el mismo techo, cuando los componentes de un matrimonio, después de años de una convivencia amigable, deciden divorciarse. Adrián Pozo -Jordi Sánchez- es un comercial de un concesionario de una multinacional automovilística. Está casado con Nadia -Silvia Abril-, que comparte con su mejor amiga, Lucía -Malena Alterio-, un sex shop, el primero abierto en España dedicado exclusivamente a la mujer. Tienen una hija, Lorena -Cristina Alarcón-, que con su mayoría de edad les anuncia que se irá a Malta, donde se consagrará como la quinta jugadora sub 21de póquer online del Mundo.

Adrián se mostraba feliz cuando le mostró a su inseparable amigo Dani -Daniel Guzmán-, la vivienda unifamiliar que compartiría con su esposa a cambio de seiscientos mil euros. Quería un televisor enorme para vez el fútbol, pensaba en la enorme piscina para comenzar cada jornada con un chapuzón diario y el lugar en el que ubicaría la barbacoa para las reuniones dominicales. Nadia tenía otros planes: ambiente relajante y la foto de una antepasada, la primera mujer que se divorció durante la República, presidiendo los recuerdos familiares.

Los dos protagonistas masculinos se fueron abandonando con el paso del tiempo, En el caso de Dani, tras la ruptura de su matrimonio, vive en casa de su madre. Su nueva jefa, Arancha -Cristina Castaño-, busca un motivo para despedirlos y Nadia encuentra que ya no hay pasión en el matrimonio. El problema se agrava con la marcha de Lorena, lo que provoca, principalmente en su madre, el síndrome del nido vacío. La relación se va deteriorando y se plantean el divorcio, pero cuando pretenden vender su hogar para recuperar lo invertido, la crisis lo ha devaluado un cincuenta por ciento.

Adrián y Nadie se ven forzados a permanecer en la misma vivienda, pero la convivencia se va haciendo insostenible. Las zancadillas mutuas van en aumento y alcanzan niveles de una proporción desmesurada. Llegan a edificar un muro que separe los espacios de cada cual, o partir por la mitad el enorme televisor o los sillones. La situación se complica porque el marido se queda sin trabajo y la mujer consigue mejorar exponencialmente sus ingresos al poner en manos de un joven inversor con pocos escrúpulos llamado Nacho -Álvaro Cervantes-.

La historia, basada en hechos reales, según se cuenta al inicio, es como La guerra de los Rose a la española. La diferencia es que en esta producción estadounidense figuraban Michael Douglas, Kathleen Turner y Danny DeVito, que también ejercía de director. Juana Macías ha llevado a cabo una puesta en escena bastante televisiva, restringiendo los planos abiertos y entregándose sin rubor a sus dos protagonistas. Ellos son quienes tienen que ejercer de locomotora para llegar al público al cine. Jordi Sánchez se mueve como pez en el agua en un personaje que le va como anillo al dedo, aunque tiende al histrionismo y limita mucho el valor del film. El análisis de la relación de pareja cuando la convivencia se desmorona tiende a la tragicomedia hasta deambular por límites demasiado arriesgados.

Silvia Abril es más divertida cuando improvisa, o en momentos breves, que cuando tiene que adaptarse a un guion que la constriñe demasiado. Su personaje ofrece una exaltación del feminismo que, como el resto de intenciones, entre ellas la crisis del ladrillo y las inversiones extranjeras, se diluye a medida que avanza la historia. Las buenas sensaciones iniciales y las propuestas internas del guion se desplazan hacia la caricatura, quedándose a medio camino entre un estudio riguroso y el esperpento.

Fuente: Pedro De Frutos


TOP 10 - Febrero
MERLIN EL ENCANTADOR (EDICION 45 ANIVERSARIO)
PETER PAN LA GRAN AVENTURA
MULAN
LOS MERCENARIOS 3
SAINT SEIYA LOS CABALLEROS DEL ZODIACO VII
FAIRY TAIL: DRAGON CRY
COMO CONOCI A VUESTRA MADRE SEGUNDA TEMPORADA
DESTINO FINAL 2
NO
TRANSFORMERS 2: THE MOVIE
> TOP Febrero <
> TOPs Históricos <

Cine Coveralia es una web de cine donde podrás encontrar caratulas dvd, carteles, noticias de cine, críticas de películas, trailers, sinopsis y comentarios
Contactar con Coveralia - Aviso legal - Política de privacidad y cookies - Quienes somos
Creative Commons License

Coveralia - 2019
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información